Mandala. Definición, tipos y funciones.

Los mandalas son un símbolo con mucho significado y cultura detrás de ellos. Además de ser una pieza artística que llama la atención de personas en todo el mundo. Sin embargo, no siempre se conoce lo suficiente para interpretarlas. De hecho muchas veces se ignora su origen y significado para diversas culturas en el mundo.

En este artículo encontrarás una clara definición del significado de un mandala y sus orígenes. También podrás conocer su importancia en diversas culturas de Asia y América. Dicho esto, te invitamos a continuar leyendo para conocer más:

¿Qué es el Mandala?

Mandala es un diseño con estructura concéntrica que representa la composición del universo y su naturaleza repetitiva y fractal. Etimológicamente podemos entender la palabra mandala como “círculo” pues su origen está en sánscrito. De modo que esta representa la inmensidad del universo a través del equilibrio de sus figuras y colores. 

Su origen se remonta a los pueblos orientales y sus culturas antiguas de donde se obtiene registro de sus primeros usos. Mientras que los hindúes fueron el primer pueblo en utilizar las mandalas con propósitos espirituales. No obstante, en occidente son muy populares por la belleza y profundidad de sus diseños.

También te puede interesar: Runas Vikingas y su significado

El uso de las mandalas no es exclusivo para un solo camino espiritual o religión. Por ello esta figura es empleada como símbolo espiritual tanto en el budismo como en la religión hindú. Por otra parte, los diseños con formas geométricas y colores han permitido que esta clase de símbolos tenga usos que van más allá de lo místico y espiritual.

Mandala en el hinduismo

Si bien los mandalas son utilizados en muchas culturas de todas partes del mundo los hindúes fueron los primeros en usarlos espiritualmente. Para la elaboración práctica de los mandalas hindúes se usan tantas que forman figuras lineales. Lo cual los diferencia claramente de los diseños de mandalas budistas.

Los mandalas hindúes son elementos espirituales que se emplean especialmente durante el proceso de la meditación. Ya que la contemplación de las figuras y colores permite conseguir un estado de calma. Lo que a su vez abre el camino para vaciar la mente y establecer conexión con lo divino.

Por ende los mandalas en el hinduismo también resultan ser un punto energético que ayuda al hombre a encontrar equilibrio espiritual. Lo que en muchas formas ayuda a purificar su alma y hacerlo más cercano a la plenitud. 

También son interpretados como el camino a la iluminación. Pues estos diseños albergan orden y armonía en conjunto de figuras y colores abundantes. Lo cual representa el mundo compulsivo y lleno de caos en el que existimos. Además que cada mandala hindu tiene una función particular para cada persona.

mandala en el hinduismo
El mandala en el hinduismo usa formas repetidas lo que lo caracteriza por ello

Mandala en el taoísmo

En el taoísmo podemos ver un ejemplo más que irónico con el Yin Yang. El cual es un mandala que representa los principios del universo según la perspectiva del Tao. Siendo estos una representación de la naturaleza dual del mundo. Al mismo tiempo que da perspectiva del complemento de dicha dualidad y el equilibro entre las fuerzas de la naturaleza.

mandala en el taoísmo
El Taijitu es el símbolo del Yin Yang y un tipo de mandala

Mandala en el budismo

Los monjes budistas que habitan en el tibet son conocidos por la elaboración de mandalas de arena. Las cuales forman parte de un ritual espiritual en el que se busca comprender lecciones sobre el fluir del universo y el desapego. Esta clase de mandalas es elaborada con roca triturada y arena. Los colores son agregados de manera natural.

Los diseños de estas mandalas son realizados por monjes durante días e incluso semanas enteras. En las cuales los monjes trabajan rellenando espacios y agregando arenas coloreadas. Para finalmente destruir el diseño, recoger la arena en frascos y arrojarlas al río. Este proceso representa el flujo constante de la vida y el carácter finito de las cosas.

Mandala en el budismo rodeado de monjes budistas

Mandala en la cultura nativa americana

En cuanto a los mandalas en las culturas americanas del norte del continente podemos mencionar las ruedas de sanación. Estas ruedas medicinales fueron creadas por pueblos al norte de los que hoy en día son los Estados Unidos. Consisten en círculos de piedra conectados a un círculo más grande a través de líneas divisorias y radios.

También se podían observar representados los cuatro puntos cardinales, representación de los elementos y algunas plantas o animales sagrados. Estos eran empleados con fines medicinales dentro de estas culturas. Aunque también se cree que eran objetos sagrados que formaban parte de múltiples rituales de iniciación.

Mientras que en Mesoamérica los aztecas desarrollaron su propio tipo de mandala con su distintivo calendario. El cual representaba en un círculo una figura central de la cual irradiaban múltiples elementos diversos. Estos podrían representar la historia del hombre desde su creación hasta que alcanza una anhelada iluminación.

En el Museo de América en Madrid, un fragmento de un calendario azteca

Mandala en el uso terapéutico

Los mandalas fueron estudiados desde un punto de vista psicológico por Carl Gustav Jung. Quien pudo observar características entre los diseños de mandalas de diversas culturas y lugares del mundo. Notando que estas siempre partían del centro y se encontraban limitadas por una figura geométrica.

De modo que pudo concluir que en cierta forma un mandala es una forma de exteriorizar el inconsciente colectivo. Por lo tanto estas acaban siendo una expresión del ser interior casi en su totalidad. Lo cual a su vez lo llevó a concluir que estos podrían ser un excelente recurso terapéutico para trabajar con emociones reprimidas o no reconocidas.

En la actualidad se trabaja con mandalas a nivel terapéutico de diversas formas.

La primera de ella es a través de la creación de un mandala. En este proceso el individuo toma directrices básicas y crea su mandala. En base a los colores y figuras que utilice brinda información al terapeuta sobre sus estados emocionales.

Otra alternativa es colorear un mandala con un diseño previamente elaborado. De igual forma el uso de colores da información al terapeuta sobre las emociones de la persona. Mientras que la observación de un mandala generalmente se emplea con la intención de inducir a la persona a un estado de relajación.

mandala en el uso terapéutico
Persona en el proceso de creación de un mandala con coloriage

¿Qué te ha parecido este artículo? Ahora conoces los mandalas más populares del mundo con sus características y diferencias. Losamuletos.com te invita a seguir navegando para descubrir más amuletos de protección.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.